Blogia
Gustavo Prieto

Mi Manchester #014

 

Antes de venir a Manchester pedí ayuda a varios amigos para hacerme el currículum vitae (C.V. para ellos, el término latín no lo entienden) porque aquí, a parte de estar en inglés, es diferente. Hay que contarles que eres una buena persona y que vas a dorarles la píldora cuándo y dónde quieran.
 
La búsqueda de trabajo es una batalla en varios frentes, uno es internet y otro en la calle. Este último es sencillo y merece la pena vivir la experiencia. Hablas con la gente e incluso te dan consejos, como en un bar de tapas españolas, el chico, también español, me dijo que su jefa estaba buscando a alguien. Me preguntó por mi inglés, le dije que bien, que por ahí andaba, y, justo antes de irme, me recomendó que me afeitara, que a su jefa le caería mejor si se diera el caso.
 
En internet hay mil webs de búsqueda de trabajo, pero la que ofrece el propio jobcenter es inmejorable. Salen ofertas todos los días y de todo tipo, muy de calle, no como las de infojobs (¿alguien ha conseguido trabajo con esa web? Yo sí, para una ETT). Aquí no, son empresas a las que puedes enviar el c.v. por email o llamarles.
 
LLAMARLES. Las primeras llamadas que hice me entraba el pánico, ya no. No tienes nada que perder. A algunos les entiendes y a otros no, pero al final todo depende de la paciencia que tengan ellos y de tu nivel de inglés. En una ocasión, una chica terminó partiéndose de risa porque me había repetido la pregunta unas cuatro veces y seguía sin entenderla, así que yo también me reí, ¿qué iba a hacer?
 
Como digo, las ofertas del jobcenter son muy variables y eficaces. Luego están las empresas que tienen su propia web donde puedes aplicar y ver qué trabajos ofrecen. Como son todas  las tiendas de ropa (H&M, Zara, Primark), fast food (McDonald, KFC) y supermercados (ASDA, Lidl). Sin duda, la que se lleva el récord de pesadez es la web del ASDA.
 
En casi todas te preguntan todos los datos del c.v., pero no quieren que se lo envíes por email, sino que rellenes su estúpido formulario. Después, están los cuestionarios. En el McDonald te preguntan si te gusta tocarte la barriga durante las horas muertas, en el Primark tienes que resolver problemas matemáticos y en el ASDA... pues ya no me acuerdo, pero fueron como cuarenta preguntas o más.
 
En todas te preguntan tu raza y religión, porque puede suceder (no recuerdo dónde fue, pero es verídico) que tus creencias espirituales puedan coincidir en horario laboral. No sé cómo funcionará, pero supongo que te darán quince minutos de lunch y otros quince para el rezo. También, muy importante es dar referencias de trabajos anteriores. Los teléfonos de gente de España no sirven de mucho, así que yo hablé con el casero para poner su teléfono en el c.v. y ahora le pueden llamar para que diga que soy una persona muy buena (O al menos eso espero).
 
Aquí dejo un enlace para hacerte un buen c.v. y webs de búsqueda de trabajo en el Reino Unido como Gumtree (en esta puedes buscar hasta casa, es muy famosa aquí) o Eures (Una web de la unión europea).
 
Cuando finalizas cualquier formulario online, no te extrañe que te pregunten si tienes algo pendiente con la ley y, si lo tienes, tendrás que decirles el qué y el por qué.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres